La función de los andrógenos y su influencia como causa de la alopecia

Cómo se trabaja sobre la zona donante durante la extracción folicular
18/09/2020
¿Por qué en otoño se cae más el pelo que en otras épocas del año?
24/09/2020
Mostrar todo
La función de los andrógenos y su influencia como causa de la alopecia

La función de los andrógenos está presente tanto en hombres como en mujeres. Es cierto que hormonas como la testosterona son esencialmente masculinas, sin embargo, los andrógenos están presentes tanto en hombres como en mujeres, aunque en diferentes cantidades.

La función de los andrógenos influye en todo tipo de reacciones en nuestro organismo, desde la sexualidad hasta algunas funciones básicas del metabolismo, pero además, ciertos andrógenos pueden tener una influencia decisiva sobre la alopecia. En estos casos existen varias soluciones, con las que podemos reducir el efecto de ciertas hormonas sobre el cabello, impidiendo de esta manera que el folículo se debilite, en Castellana Clinic trabajamos con varias soluciones que nos permiten controlar el efecto de las hormonas andrógenas, protegiendo la salud del cabello.

Qué son los andrógenos, sus principales funciones

Los andrógenos son un tipo de hormonas, entre las que se incluye la testosterona. Normalmente estas hormonas tienen una influencia clave en las funciones reproductivas del organismo, tanto en hombres como en mujeres.

El origen de las hormonas andrógenas está en la transformación del colesterol, este aporte se sintetiza en diversas partes de nuestro cuerpo, por ejemplo en los ovarios y en la glándula suprarrenal, para convertirse en hormonas andrógenas.

Son dos las funciones principales que desarrollan las glándulas andrógenas en nuestro cuerpo, por una parte, tienen una función principal en nuestra capacidad reproductiva, pero además, desarrollan también funciones relacionadas con nuestro metabolismo.

Además de estas dos funciones principales, diversos estudios apuntan a que este tipo de hormonas podría también participar en la densidad ósea de nuestro organismo, en ciertas funciones cerebrales, en nuestro estado de ánimo, etc.

La importancia de los niveles de andrógenos

Lo habitual es que nuestro cuerpo tenga unos niveles de andrógenos normales, y que por lo tanto, este conjunto de hormonas lleve a cabo sus funciones con normalidad, sin embargo, en ciertas personas estos niveles pueden ser más altos o más bajos de lo normal.

Cuando los niveles de las hormonas andrógenas, ya sea en hombres o en mujeres, son más altos de lo normal, las consecuencias más habituales son las siguientes:

  • Acné
  • Períodos irregulares, llegando incluso a desaparecer
  • Anovulación
  • Infertilidad
  • Hirsutismo (crecimiento excesivo del vello corporal)
  • Por el contrario, cuando niveles hormonales como la testosterona están por debajo de lo que consideramos habitual, las consecuencias pueden ser las siguientes:
  • Síndrome de ovario poliquístico
  • Tumores en la glándula suprarrenal
  • Tumores de ovario
  • Hiperprolactinemia
  • Enfermedades hormonales como la enfermedad de Cushing

Las variaciones de los niveles andrógenos durante la menstruación

Como decíamos anteriormente, las glándulas andróginas no son exclusivamente propias de los hombres, también se dan en mujeres y de hecho, son fundamentales para desarrollar ciertas funciones.

Durante el período de menstruación, los niveles de andrógenos presentes en nuestro organismo son variables, de hecho, la presencia de andrógenos es mayor durante este período. En términos generales, una mayor presencia de andrógenos en el organismo durante la menstruación apenas tiene consecuencias, sin embargo, en casos en los que se advierte una caída repetida del cabello por causas hormonales, estos picos de presencia androgénica, sí que pueden tener una influencia muy negativa sobre el folículo como comprobaremos a continuación, la consecuencia es que durante la menstruación, el folículo puede debilitarse y por lo tanto, el pelo puede caerse con mayor intensidad durante este período.

Las hormonas androgénicas y la alopecia

La función de los andrógenos, como sucede con la mayoría de las hormonas, es regular ciertos procesos del cuerpo, si los niveles y la actuación de estas hormonas entra dentro de unos niveles normales, estos procesos no tienen ninguna influencia sobre el crecimiento del cabello, sin embargo, si los niveles hormonales son mayores de los habituales, el folículo puede resultar dañado, y como consecuencia, el cabello puede empezar a debilitarse.

La alopecia androgénica es la más común entre los hombres, y también es una causa muy frecuente de calvicie en mujeres. En este caso, los niveles de hormonas son lo suficientemente altos como para atacar al folículo, por tanto, el crecimiento folicular se ve interrumpido.

Lo más habitual es que el efecto de las hormonas reduzcan drásticamente la etapa de crecimiento, aumentando la etapa de reposo del cabello, es por tanto en esta etapa de reposo en la que el pelo se debilita y, finalmente, se cae.

La razón por la que este tipo de hormonas debilitan el pelo es que existe un porcentaje de andrógenos circulantes en el folículo piloso, que actúa sobre el receptor androgenético del propio folículo. Si los niveles son normales, la raíz del cabello no tiene por qué verse afectada, sin embargo, la mayoría de los hombres desarrollan unos niveles superiores y por tanto, comienzan a presentar casos de alopecia.

Este problema no es exclusivo de los hombres. Como apuntábamos anteriormente, las mujeres también tienen un porcentaje de hormonas androgénicas en su organismo, que regulan ciertos procesos del organismo. De la misma forma que sucede con los hombres, los niveles de testosterona y otras hormonas androgénicas, pueden atacar el folículo en mujeres y debilitarlo.

Ya apuntábamos que existen ciertas fases en las que los niveles hormonales son más altos, por ejemplo, durante la menstruación o en los períodos de embarazo, en estos casos el pelo puede debilitarse y caerse con más asiduidad.

Tratamiento con antiandrógenos

Para tratar los casos de alopecia androgenética, tanto en hombres como en mujeres, es habitual optar con un tratamiento con antiandrógenos. Este tipo de medicamento permite inhibir una parte de los andrógenos que el cuerpo genera de manera natural. Estas hormonas ven reducidos sus niveles de forma prácticamente inmediata, y por lo tanto, el folículo no se ve atacado.

El objetivo de los antiandrógenos es reducir los niveles hormonales responsables de debilitar el cabello, el resultado es un folículo más fuerte, con unos períodos de crecimiento más largos.

En Castellana Clinic comenzamos con un exhaustivo estudio de cada paciente, determinando las que pueden ser las causas de la alopecia, para a continuación, establecer el tratamiento más adecuado. Si quieres solicitar tu primera consulta, contacta con Castellana Clinic.

Juan Andrade
Juan Andrade
Licenciado en Medicina con especialidades de Medicina Interna, Cirugía General, Cirugía Estética y Cirugía Capilar, con casi 20 años de experiencia al servicio de la salud.Miembro destacado de la International Society of Hair Restoration Surgery (ISHRS) y el del World FUE Institute, que le avalan y destacan por su profesionalismo y habilidades quirúrgicas, entre la que despunta la más avanzada Técnica FUE que le tiene como un experto de la materia.Académico de Honor de la Ilustre Academia de Ciencias de la Salud Ramón y Cajal; Miembro de la Sociedad Española de Medicina y Cirugía Cosmética; y asiduo expositor y participante en Conferencias y Tallares (Workshops) por todo el mundo en Congresos, Universidades, y Encuentros de los más destacados expertos de la especialización de Cirugía Capilar e Implantología.Comprometido, padre y esposo, un incansable trabajador y un apasionado de lo que hace. Trato cercano con el prójimo y muy dedicado a sus pacientes a los que quiere ver felices por sobre todas las cosas.Dr. Andrade

Comments are closed.

WhatsApp