Micropigmentacion capilar del cuero cabelludo

La micropigmentación capilar es una técnica nueva orientada a personas con alopecia. Aunque se trata de un tratamiento pensado para zonas en las que el folículo ha desaparecido, conviene recordar que, en ningún caso, la micropigmentación capilar supone un método de recuperación capilar. A diferencia del trasplante capilar y las soluciones farmacológicas, la micropigmentación capilar no busca recuperar el folículo, por tanto, será imposible actuar sobre el crecimiento capilar mediante esta técnica.

¿Qué es la micropigmentación capilar?

La micropigmentación capilar es una técnica relativamente nueva, cuyo objetivo es disimular las zonas despobladas del cuero cabelludo. El proceso de micropigmentación se basa en la inyección de micropigmentos bajo la piel de la zona del cuero cabelludo, lo que se consigue es una apariencia capilar similar a la que ofrece una persona con el pelo muy corto.

Por tanto, la micropigmentación no puede, en ningún caso, ser considerada un método de recuperación capilar, debido a que no tiene ningún tipo de influencia en el folículo ni en su posterior crecimiento, sin embargo, sí ayuda a disimular las zonas con baja densidad capilar.

Es importante señalar que todos los tratamientos de micropigmentación son temporales. Pasados de dos a tres años, los pigmentos desaparecen y el cuero cabelludo recupera su aspecto anterior. Este proceso se suele aplicar mayoritariamente a personas que quieren disimular la baja densidad folicular en el cuero cabelludo, sin embargo, también se puede aplicar en otras zonas como las cejas o el pecho, en el caso de los hombres.

¿Cómo se lleva a cabo la micropigmentación capilar?

El proceso por el cual el paciente recibe la micropigmentación de pelo es muy sencillo. Para empezar, se trata de un tratamiento ambulatorio, por tanto, no será necesario el ingreso del paciente en un centro hospitalario. El primer paso incluye anestesia local, para evitar que la micropigmentación pueda provocar dolores o molestias en el paciente, por lo tanto, siempre se suministra anestesia en la zona que va a ser tratada. Dependiendo de la zona, habitualmente se suele llevar a cabo el tratamiento completo en unas tras sesiones de una a dos horas cada una.

Una vez que la anestesia ha comenzado a hacer efecto, se empieza a inyectar una serie de micropigmentos a unos milímetros de las capas exteriores de la piel. El pigmento es similar al color natural del pelo del paciente, con el objetivo de conseguir un resultado visiblemente natural.

Para la inyección de pigmento se utiliza instrumental especializado, capaz de trasladar la tinta a las primeras capas de la piel, con el objetivo de que esta tinta sea visible, pero a la vez quede fija bajo el cuero cabelludo.

Cuidados tras la micropigmentación capilar

La micropigmentación capilar es un proceso ambulatorio e inocuo, por lo tanto, no es necesario un proceso postoperatorio excesivamente traumático.

  • Tras la micropigmentación se produce una inflamación evidente del cuero cabelludo. Esta inflamación, absolutamente normal, viene dada por el contacto de la aguja sobre el cuero cabelludo, para controlar esta inflamación es suficiente con tomar un analgésico, capaz de evitar el dolor.
  • Entre los efectos de la micropigmentación capilar, también se encuentra la posibilidad de que algunos poros expulsen la tinta que han recibido a lo largo del proceso, no es preocupante, y de hecho, el resultado no se ve comprometido aunque sean varios los poros que rechacen la tinta.
    durante los días posteriores, el cuero cabelludo genera una costra de color oscuro, es muy común y desaparece a los pocos días, sin necesidad de un proceso de recuperación específico.
  • Pasadas unas 2 o 3 semanas, el propio cuero cabelludo es capaz de generar el colágeno suficiente como para curar la zona tratada, y asegurar la posición de la tinta, evitando que el poro pueda rechazarla.

Por tanto, la micropigmentación capilar no necesita de un proceso postoperatorio complejo, más allá de la toma de analgésicos durante los primeros días, si se produce una inflamación excesiva en el cuero cabelludo. Es importante volver a señalar que los resultados de este tipo de micropigmento no es, en ningún caso, permanente, y que por lo tanto, pasados de dos a tres años, la tinta ha sido reabsorbida de manera inocua por el propio cuero cabelludo.

Consejos previos a un proceso de micropigmentación

Un proceso ambulatorio como el que se desarrolla en un caso de micropigmentación no necesita de un preoperatorio muy complejo, pero sí suele ser necesario seguir los siguientes consejos, durante los días anteriores a la intervención:

  • Es importante que en los días previos a la intervención el paciente conozca en profundidad el proceso.
  • El paciente deberá comunicar cualquier tipo de alergia o enfermedad contagiosa, que pueda influir de manera negativa en el proceso de pigmentación capilar.
  • El paciente no podrá consumir alcohol ni medicamentos coagulantes durante los días previos a la intervención.
  • Antes de someter a un paciente a un proceso de micropigmentación capilar es muy común que el médico lleve a cabo un test o prueba al paciente, por si fuera necesario que este tuviera que seguir alguna recomendación específica previa, con motivo de su estado de salud.

Técnicas de recuperación capilar en Castellana Clinic

Como apuntamos anteriormente, la micropigmentación capilar no se considera un tratamiento de recuperación capilar, debido a que no actúa realmente sobre el folículo, para que este pueda volver a desarrollarse, su objetivo es disimular las causas provocadas por la despoblación, pero sin incidir en el crecimiento del cabello.  En Castellana Clinic estamos especializados en tratamientos de salud y recuperación capilar, que realmente llegan al núcleo folicular, consiguiendo que se desarrollo se active de nuevo.

Mediante la técnica FUE podemos seleccionar unidades foliculares sanas, trasladándolas de forma inmediata a partes despobladas, mientras que la aplicación láser fomenta el riego sanguíneo y por lo tanto, la alimentación del folículo, permitiendo que se recupere incluso si ha sufrido largos períodos de inactividad.

Si quieres conocer más acerca de nuestros métodos de recuperación capilar, contacta con Castellana Clinic y no dejes pasar esta oportunidad para recuperar la salud y el crecimiento de tu cabello.